Estás en:      >     >  

Sonetos


A ti me rindo soneto herduriano

Rafael Merida Cruz Lascano
A ti, me rindo noche, luce resplandeciente, sobre constelaciones circundando la luna fulgurante y brillante, caen lluvias de estrellas. - Se irradia sobre el río, ¡Reflejan transparente! - Cristalino y salvaje, mana hacia la laguna, ¡Un sosiego...

Día lunar de la sirena agláope soneto

Antonio Leal
allí he oído a las sirenas cantándose una a otras- No creo que canten para mí. Las he visto cabalgar sobre las olas, mar adentro, peinando los blancos cabellos de las olas revueltas cuando el soplo del viento vuelve el agua blanca y negra. T....

Dos sonetos para gabriel ramos uranga

Jon Juaristi Linacero
I . Hebras vivaces, trémulas raíces, apenas chispas móviles, apenas caligrafía absorta en las arenas de costas improbables y felices. Luciérnagas trocándose en lombrices y crines, vellocinos y melenas que en vendaval arisco desordenas, y...

Cuatro sonetos con nombre cervantes

Del Nicolas Hierro
De una mano tan sólo, de la mano tan sólo con que el hombre, el escritor, se sirve cuando escribe,cuánto amor pudo salir,Cervantes, de una mano. . No hacía falta más, sólo tu mano derecha y tu cerebro soñador; lo demás; el saber,...

Nace un poema soneto

Ronald Bonilla Carvajal
Nada más que la sombra te diluye, flor del sepulcro, estática, indulgente. Ahora te reclama el bardo que arguye que tienes luz en vida trascendente. . Nada el encierro que a la brisa frena cuando el pórtico cruza, el poeta asciende, va dando...

El soneto de la voz más suave

Javier De Bengoechea
( Madrigal decadente ) Esa garganta en que su voz habita, adelgazada, amor en lo que cabe, ni es comparable a nada ni se sabe con qué vecinos pájaros limita. Y si, a tal perfección, trino imita, podría tutearse con el ave este soneto de...

Pre soneto en el quiosco

Alejandro Aura
Reyes, obispos, magnates, cardenales tonsurados, millonetas, purpurados, el zar de los aguacates, el señor de los tompiates y todos los delegados de los sitios encumbrados han entrado en los debates: cuál es el diario mejor, qué bitácora...

Los sonetos del mar

Evaristo Ribera Chevremont
1 ¿Qué viento viene cabalgando en onda coronada de luz, y en mis oídos deja vastos mensajes encendidos de tantas islas de celaje y fronda? Me imagino en azul agua redonda barcos que parten produciendo ruidos, y marcando, en los cielos aturdidos por...

Y no es porque el soneto

Elisa Huezo Paredes
Y no es porque el soneto se incorpora al solo presentir el blanco pliego; es que hay un exigir que se hace ruego y un ruego en la exigencia, que lo aflora. ¿Es que la virgen foja que enamora inflama el prodigioso y vivo fuego y descubre la estrofa...

El libro de los sonetos

Roberto Armijo
Bueno, vuelvo a mi tierra A mi piedra, a mi llano Que maduró el verano Y que arrulló la sierra. Morir lejos me aterra, Se adelgaza mi mano, El alma es un milano Que en las luces se entierra. Llora mi alma intranquila, Me da luz tu pupila Y...

Lira y soneto a dios

Walter Adet
Por la tierra y el cielo, con la manos del agua entre los tallos te busca mi desvelo; y me cabe en la boca todo el suelo si te arrasan de verle los caballos. Busco tu huella por el claro del día y por la noche de lunar asombro, por tu mano,...

Elegías y soneto a silvia

Mariano Melgar
¿Por que a verte volví, Silvia querida? (Elegía I) ¿Por qué a verte volví, Silvia querida? ¡Ay triste! ¿para qué? ¡Para trocarse mi dolor en más triste despedida! Quiere en mi mal mi suerte deleitarse; me presenta más dulce el bien...

Día lunar de la sirena agláope soneto

Juan Carlos De Lara
allí he oído a las sirenas cantándose una a otras- No creo que canten para mí. Las he visto cabalgar sobre las olas, mar adentro, peinando los blancos cabellos de las olas revueltas cuando el soplo del viento vuelve el agua blanca y negra. T....

Estos sonetos son los que yo entrego

Blas De Otero
Estos sonetos son los que yo entrego plumas de luz al aire en desvarío; cárceles de mi sueño; ardiente río donde la angustia de ser hombre anego. Lenguas de Dios, preguntas son de fuego que nadie supo responder. Vacío silencio. Yerto...

La rosa blanca soneto

Carolina Coronado
¿Cuál de las hijas del verano ardiente, cándida rosa, iguala a tu hermosura, la suavísima tez y la frescura que brotan de tu faz resplandeciente? La sonrosada luz de alba naciente no muestra al desplegarse más dulzura, ni el ala de...

Siguiente

Categoria









Poetas

José María Eguren

(Lima, 1882 - 1942) Poeta peruano. Toda su vida se desarrolló entre la capital y algunas haciendas aledañas....

Manuel De Cabanyes

(Vilanova i la Geltrú, 1808- id., 1833) Poeta español. Considerado como una de las más tempranas figuras...

Poemas

Abrojos li

Se ha casado el buen Antonio, y es feliz con su mujer, pues no hay otra más hermosa, ni más dulce,...

Tema de amor

Dentro de estos cuatro muros pretendí ocultar mi dicha: Pero el fruto, pero el aire ¿cómo...

La bella del bosque durmiente

Tu amada muerta es como una princesa que duerme. Su alma, en un total olvido de sí misma, flota en...

Un buhonero ha empleado

1 Un buhonero ha empleado En higas hoy su caudal, Y aunque no son de cristal, Todas las...