Estás en:      >     >  

Amor


Mi alma gemela

Pablo de la Jerga Verdura De la Jerga Verdura
Los años pasan y yo sigo en tu busca, error tras error, complican tu encuentro, los años pasan y yo sigo solo, aunque sé que al fin llegará el día de nuestro rencuentro Mi alma gemela © Pablo de la Jerga Verdura ® Sus poemas.com™ ...

Ilusa

Albinka Villarreal
A través de una ventana se puede vislumbrar una mujer serena queriéndose consolar Porque la tristeza para ella es eterna Porque la alegría para ella es pasajera. No encuentra salida, se siente en un laberitno de ideas obscuras y pensamientos...

PEQUEÑAS RIMAS

Eduardo Jané Ruiz
Bellos ojos que me miran y me turban al mirarme, ojos que mirando me suspiran para enamorarme. ¿Que tienen esos ojos? que me miran y me sonrojo. Que tiene tu mirada, mi alma enamorada.

Tu amor

Angela
es como una dicha sentir tu amor y juntos conseguir prender esa llama del amor. tu y yo unidos por algo más grande que un sentimiento pero no mas pequeño que un dialecto. Tu amor y el mio tu sangre y la mia pensar en lago mas que nosotros mismos.

No te dibujo amor

Alejandra Oviedo
No te dibujo amor Dibujo una palabra ¡Qué bonita que quedó! ¿cómo puedo llamarla? Amor. ¿la dejaré sola? la veo tan triste que. . tendrá compañía, sigo dibujando y versos se están creando, afecto, ternura, simpatía....

El amor de los hijos del águila

William Ospina
En la punta de la flecha ya está, invisible, el corazón del pájaro. En la hoja del remo ya está, invisible, el agua. En torno del hocico del venado ya tiemblan, invisibles, las ondas del estanque. En mis labios ya están, invisibles, tus labios.

Enamorado furtivo

Cecilia Ortiz
Enamorado furtivo Que me amas en silencio ¿Por qué no contestas cuando llamas? Habla A mi figurado misterio Para saber Si eres el que yo quiero

Cuánto sufre el amor

Esperanza Ortega
Cuánto sufre el amor. ¡Cuánto sufre el amor en los rincones! hay días que se oculta igual que un perro enfermo duerme como un reptil sobre el mosaico aquel murmullo que nos guiaba cierto entre la bruma el mismo amor que se acurruca...

El amor y los relatos de la revolución

Jorge Ernesto Olivera
el tiempo del amor se acaba como una hoja agrietada. y las historias de batallas que pueblan de héroes la revolución se encuentran en libros de relatos de magia sin par, repito: que las historias de amor se acaban cuando menos lo piensas igual...

Yo soy esa extraña mujer que como el amor y los huracanes

Rosario Murillo
Yo soy esa extraña mujer que como el amor y los huracanes vino de ninguna parte todavía no sé si ésta es la mujer que seré dentro de algún tiempo o sólo me transita -- passanger of life –- aunque yo de todas formas la veo como si mis ojos...

Y mi amor es de palo

Rosario Murillo
o almorzamos donde Chico Toval o debajo de un palo en un solar cerquita siempre corriendo nosotros siempre apurados siempre volando siempre arriba siempre se afila nosotros y dicen que estamos locos que drogadictos y vagos y palometas de pueblo y...

Tengamos miedo amor

Rosario Murillo
TENGAMOS MIEDO, AMOR Témeles, amor mío, porque yo les tiemblo (CMR) Cuidémonos, amor, de esos que nunca amaron los panteoneros del sol son los que afinan la lengua y coleccionan envidias cada mañana limpian sus cuchillos y amontonan su rabia tengamos...

Tardía declaración de amor

Rosario Murillo
Jamás cruzamos palabras una formalidad y otra y otra borraron los gestos dulces como el sol. Pero es temprano, apenas empiezan a escucharse los sonidos del árbol. Hay un caracol en la mesa yo lo toco hago música y sueños castillos sobre alas...

Sister moon el amor es una cosa

Rosario Murillo
SISTER MOON, EL AMOR ES UNA COSA El mundo me viene lleno de corazones solitarios de corazones rotos o a medio-romperse the same grief lying en todas partes la ruleta rusa está en la calle y no en los carros que pasan o en la soledad somos nosotros...

Qué extraño calendario correspondió a este amor

Rosario Murillo
Qué extraño calendario correspondió a este amor que sólo puede sostenernos la mano y empapar de fuego la memoria ! Me has devuelto el canto del gorrión y sus alas cuando ya creía apagar el corazón para siempre.

Siguiente

Categoria









Poetas

Rafael Alberti

Rafael Alberti Merello nació el 16 de diciembre de 1902 en El Puerto de Santa María, Cádiz. Fue un...

Poemas

La vida ya da su olor

No sé por qué destino moriré esta mañana cuando todo esté virgen y el sol apenas llega. La hiedra...

Ruego

Iluminaste mi existencia llenando el arca vacía de mi corazón. Me abrieron tus ojos las puertas...

El hedonista

Y el verbo era Dios golpeando tu cuerpo. Mientras en el 39 de Soyapango te partías los huesos...

Volver

Es tan placentero volver Que siempre me estoy yendo. No intentes comprenderme, Ni yo mismo me entiendo....